CONTACTO: 099656198

Desde el exterior:

59899656198

Ing. Agr. Diego Cladera

Uruguay, Sudamérica

Selling, renting or administration of land in Uruguay

 
D C 0 0 4
 
 
 

VALLE  de  MENA - CAMPO  EN  MELILLA

Se trata de un predio de 253 Hás situado a sólo 15 minutos del centro de la ciudad de Montevideo. La información que se brinda a continuación, ofrece a los eventuales inversores interesados, un perfil de sus características, y algunas ideas - no excluyentes - sobre los emprendimientos que en él se pueden llevar a cabo, a los efectos de elaborar en detalle un proyecto de inversión, al tiempo que se gestionan las autorizaciones municipales y nacionales correspondientes.

ANTECEDENTES
            El predio en cuestión fue adquirido por su actual principal propietario en el año 1973. Después de construir obras muy importantes de infraestructura – 11 kilómetros de terrazas, canales, tajamar con espejo de agua de 5 Hás, sistematización del campo, subsolado, etc. – implantó en él un gran monte citrícola. En 1991 los agrios sufrieron el contraste de una helada muy severa y finalmente el inmueble se vendió en 1997. El incumplimiento de los compradores dio lugar a prolongados litigios judiciales, durante los cuales el predio y sus plantaciones fueron abandonados por completo. Por añadidura, en enero de 2007, un gran incendio terminó de destruir lo poco que quedaba de los cítricos. Culminados los juicios y ejecutada la hipoteca, el campo fue recuperado, definitivamente en remate judicial,  por su principal propietario en el año 2008.
A partir del mes de septiembre de dicho año, se limpió toda el área agrícola, se arrancaron con retroexcavadora 27.000 cepas de limoneros y mandarinos, se preparó la tierra y se implantó un cultivo de alfalfa en unas 72 Hás, se organizó el corte  y enfardado del espartillo de los humedales, se hicieron nuevos los alambrados y se repararon galpones, oficinas y otras instalaciones.
Es intención del propietario mostrar a los posibles interesados  algunas de las múltiples posibilidades que el predio ofrece para desarrollar en él un proyecto de inversión.
Sin perjuicio del objetivo particular que pueda tener todo eventual comprador, el propietario también está abierto a considerar su posible participación en un proyecto a desarrollar, mediante el aporte del predio y de know how, en el contexto de lo que a continuación se refiere. A tales efectos se manifiesta dispuesto a intercambiar ideas.

 

CONSIDERACIONES PRELIMINARES
Como podrá verse en la presentación que seguidamente realizaremos, la cercanía a la ciudad de Montevideo y otras características gravitantes, hacen al predio indicadísimo para desarrollar en él un emprendimiento residencial y turístico  de gran envergadura. Asimismo, el alto valor de las tierras que por tales razones tiene el inmueble, no lo hacen aconsejable para emprender en él tareas agrícolas o ganaderas como objetivo en sí mismo, las cuales podrían acceder a tierras más baratas más alejadas de la ciudad. No obstante lo dicho, la necesaria compatibilización de un proyecto  con las normas municipales demandará un tiempo transitorio durante el cual sí podrían realizarse tales actividades para las cuales el predio también es particularmente apto. Y la conjunción de una explotación agrícola con actividades turísticas y recreativas, puede propender a generar un negocio ampliamente redituable, que promueva, a su vez, una futura urbanización. De hecho la plantación de alfalfa instalada, es una de las mayores del país considerada unitariamente. En ese contexto, es claro, asimismo, que la cercanía a la ciudad le puede dar ventajas comparativas apreciables. Cualquier actividad agrícola de exportación desarrollada a sólo quince minutos del puerto de Montevideo, podrá tener una economía de costos muy significativa. Otro tanto juega a favor la distancia a los centros acopiadores, o industriales, y también a los centros administrativos y bancarios. Desarrollar una actividad de índole agropecuaria a sólo quince minutos del centro de la ciudad ofrece atractivos fuera de lo común, todo lo cual también permitiría conjugar emprendimientos agropecuarios con actividades turísticas simultáneas.
La dimensión del predio es otra condición importante. No se trata de una pequeña chacra de pocas hectáreas, que restringiría por sí misma cualquier actividad. Se trata de un predio de 253 Hás, cuyo desarrollo agrícola puede ser compatible con cualquier fin posterior urbanístico o turístico, y complementario a efectos de obtener réditos anticipados. Es preciso tener en cuenta que, además del nuestro, solamente hay dentro del departamento de Montevideo otros tres predios de dimensión equivalente y salida al Río Santa Lucía o al Río de la Plata
Sin perjuicio de otras ideas, su titular considera que el desarrollo pleno de los excepcionales  atributos geográficos y topográficos que presenta el inmueble y su mejor rédito, se alcanzarán con un proyecto agro turístico de alta envergadura, sustentado económicamente con un fraccionamiento inmobiliario en paralelo.
Precisamente, la idea que paulatinamente irán llevando a cabo los propietarios después de haber limpiado el campo e implantado la alfalfa, es la de desarrollar en él un centro hípico: alfalfa para comida de los caballos, espartillo para cama, caballerizas y boxes, canchas de polo, pista de salto, pista de aprontes, picadero, doma, adiestramientos, vareos, aprontes, cabalgatas, pensionado, turf, polo, salto, enduro, equinoterapia etc. etc. Su localización a sólo 15 minutos del hipódromo de Maroñas a otros 10 del de Las Piedras, y a 15 del Centro de Montevideo, le permiten como a ningún otro el desarrollo de estas actividades.
Pero aún más. El predio también tiene acceso fluvial navegable al Río Santa Lucía y al Río de la Plata. Un público de primer nivel que protagonice las actividades hípìcas, también podrá disfrutar de las náuticas: embarcadero y amarre, surf, vela, pesca etc. etc. a lo que habrá que agregarle restaurante, piscinas, y canchas de todo tipo.
En cualquier caso el tiempo juega a favor, porque no cabe ni la menor duda de la valorización futura de un predio de estas características.
Es necesario hacer algunas consideraciones. Para desarrollar un eventual fraccionamiento futuro, se requerirá tiempo a efectos de gestionar las autorizaciones municipales pertinentes. Del mismo modo será necesario revertir la tendencia histórica generando una corriente de público que mire hacia el Oeste,  en lugar de hacia el Este. El desarrollo de estas actividades,  que hoy no existen, o apenas se insinúan, pueden ser el foco de atracción para lograrlo.
Seguidamente se detallan las características más relevantes del inmueble.

 

LOCALIZACIÓN DEL PREDIO.
             El campo está situado en la 11ª Sección Judicial y en las 22ª y 23ª Secciones Policiales del Departamento de Montevideo en la zona Rural de Melilla, con  2000 mts de frente sobre Camino Los Camalotes, 900 mts de frente sobre Camino de La Redención y 900 mts de frente sobre la Avenida de los Deportes. Esta última da acceso a la Pista de Regatas del Río Santa Lucía.
Sobre el Camino La Redención, escasamente a un kilómetro, se encuentran la Granja Pesquera, la Bodega de Bouza, enseguida la Granja San José, y luego La Joaquina, la Finca del Rocío, La Redención del Hotel Radisson, y la chacra de Arteaga lugares habituales de Reuniones, Fiestas y Bodas de excelentísimo nivel. Frente a la entrada del campo está instalado, asimismo, el Haras Los Vagones otro lugar de celebraciones y eventos de primerísimo nivel. También sobre el Camino La Redención  y sobre Camino Los Camalotes enfrente al predio, se están realizando construcciones habitacionales de buena categoría en predios de tres hectáreas, y en el entorno de la zona  otras numerosas casas de fiestas, haras,  lugares de esparcimiento y pensionados de caballos. En la otra margen del Río en el Departamento de San José, y claramente visible desde el campo, está la Marina Santa Lucía, estupendo emprendimiento náutico y residencial, en pleno proceso de ampliación actualmente.
El campo está situado a tres kilómetros de la autopista de acceso norte a la ciudad de Montevideo Ruta 5, a cuatro kilómetros de la autopista de acceso oeste Ruta 1, que le permiten llegar al centro de la ciudad, y al puerto, distante sólo 18 kilómetros, en apenas 15 minutos de automóvil.  Montevideo es una ciudad de 1.500.000 de habitantes, Capital de la República Oriental del Uruguay, centro económico, financiero, comercial, cultural, portuario y turístico del país.
A unos tres kilómetros está el pueblo de Santiago Vázquez en la cabecera del puente sobre la Barra del Río Santa Lucía, ruta inevitable para unir Montevideo con Buenos Aires y probable trayecto de la ruta Buenos Aires San Pablo. Ubicado a cuatro kilómetros del Aeropuerto Civil de Melilla Angel Adami (cuatro minutos de automóvil), el predio está a menos de tres minutos del anillo colector de la ciudad de Montevideo recientemente inaugurado. Por dicho anillo colector queda a 15 minutos de Maroñas,   a apenas 20 minutos de Zona América, a 30 de Carrasco y de las salidas hacia el Este. Su distancia de Colonia, frente a Buenos Aires, es de 160 kms y 140 de Punta del Este.

ENCLAVE DE LA ZONA – Disposiciones legales y municipales.
El campo está situado en la zona Rural del Departamento de Montevideo, al margen de los humedales del Río Santa Lucía, considerados Área de Protección Ambiental por la Intendencia Municipal de Montevideo, y dentro de la zona de transición que separa el área agrícola de los humedales de acuerdo al Plan de Ordenamiento Territorial. No obstante, los humedales del Santa Lucía hasta la fecha (febrero 2011) no han sido incorporados al Sistema Nacional de Áreas Protegidas establecido en la ley 17234,  por lo que la parte del campo inundable por los bañados, - unas 70 Hás – no está afectada en su explotación hasta el momento. De cualquier modo, aún si se declarasen a los humedales “Área Protegida”, considera su titular que cabría interponer recursos de inconstitucionalidad, como ya lo han hecho propietarios de otras zonas declaradas.
Es ilustrativo tener una idea de la dinámica de como funcionan los bañados (cosa que desconocen en detalle los burócratas que integran las respectivas comisiones oficiales, y que este titular, ha logrado dominar después de cuarenta años de experiencia): Cuando sopla en el viento del sector Sur Este, el Río de la Plata corre aguas arriba y levanta su nivel, impidiendo desagotar las aguas que trae el Santa Lucía en La Barra. De ese modo, los numerosos canales, arroyos, sangradores y vertederos que surcan los humedales y nutren el Santa Lucía, los cuales forman una notable red hidráulica, van subiendo a su vez su nivel. Cuando entonces las aguas superan los 1.70 mts. sobre el Cero Wharton de la Bahía de Montevideo, la red fluvial sale de cauce y desborda. Como el desnivel de los bañados es prácticamente inexistente, una vez que los arroyos salen de madre, en cuestión de una hora o menos, se inundan todos los bañados, aún con la sequía más grande, siempre y cuando sople el viento del Sur Este. Del mismo modo, cuando amaina el viento, en tiempo similar se desagotan. La altura de las crecientes depende de la exacta dirección del viento, de su velocidad, y de su duración, todo lo cual hoy nosotros podemos predecirlo con cierta anticipación y razonable grado de certeza basado en información meteorológica que hemos sistematizado. Influye también la marea astronómica que dos veces al día levanta el nivel en unos cincuenta centímetros. Las crecientes grandes generalmente son salinas porque las aguas del Santa Lucía se mezclan con las del Plata. Las crecientes pequeñas, del orden de los 4 ó 5 cms de agua si bien muy irregulares según los vientos, suelen ocurrir un par de veces al mes. Y las crecientes grandes de más de 40 ó 50 cms dos o tres veces al año cuando hay grandes sudestadas.
Por el momento el bañado se explota cortando el espartillo para enfardarlo y venderlo a agricultores y para cama de caballos. Sin embargo, sería muy fácil transformar los bañados en campos agrícolas o recreativos (canchas de polo – pista de vareo) impidiendo la inundación o regulándolas mediante la construcción de un simple albardón de tierra a ambas márgenes del arroyo principal, y simples válvulas de retensión de aguas en los sangradores. El costo de una obra de esa naturaleza no debería exceder los dos o tres mil dólares por hectárea recuperada, teniendo el suscrito ya realizado  el diseño para su construcción.
Debe destacarse, que dentro de la zona Rural del Departamento, están  separadas las Áreas Agrícola y la de Protección Ambiental, y entre ambas está señalada una zona de transición o de amortiguación que une y separa a ambas áreas. El terreno comprendido entre el Camino Los Camalotes y los humedales, además de ubicarse en la zona así delimitada por el POT, se  integra naturalmente a dicho  espacio de transición  abarcando la totalidad del campo.
La Intendencia de Montevideo, al contrario de otras numerosas Intendencias Departamentales, no ha reglamentado la Ley 17292 que autoriza la construcción de barrios privados impidiendo así su desarrollo. Aún más, hubo una cierta reticencia en su contra, tachándolos de ghetos de ricos, en clara reminiscencia ideológica de tiempos perimidos. No obstante, como expresamos, en al menos otros diez Departamentos, dichas urbanizaciones están autorizadas y se han desarrollado exitosamente. Consideramos que contra la evolución y el avance del mundo es inútil oponerse, y tarde o temprano la Intendencia reglamentará la ley.
Las actividades turísticas están expresamente autorizadas en el Plan de Ordenamiento Territorial y también debe señalarse que el decreto municipal Nº 26986 prevé el desarrollo  de Proyectos para la protección de la flora y fauna y su uso con fines de divulgación, culturales y turísticos en las Áreas Protegidas del Departamento. El propio POT incluye en el concepto de Reserva Ambiental de acuerdo con la UNESCO, a las “actividades humanas en los espacios naturales protegidos, introduciendo valoraciones sociales al mismo nivel que las naturales.”

 

DESCRIPCIÓN DEL PREDIO
Algo más de la mitad del predio, aproximadamente, está constituído por laderas fuertemente onduladas con un desnivel de hasta 26 metros sobre la zona baja que se proyecta hacia el norte, en una planicie inundable que se extiende por varios kilómetros fuera de los límites del inmueble. Su parte alta, se desarrolla como un anfiteatro orientado hacia el norte que rodea a los humedales  por el sur , hacia los cuales aquél se vierte en barrancas y laderas abruptas de doce y más metros de desnivel.  Los humedales están atravesados por el arroyo Melilla, que en uno de sus meandros queda situado a alrededor de 100 mts. de las barrancas, lugar ideal para construir una marina para embarcaciones deportivas. Dependiendo de las mareas, el arroyo es normalmente navegable, con un calado de algo más de 2 mts de profundidad, en las proximidades de las barrancas, y mucho más a medida que avanza hacia la Pista de Regatas. Sería fácilmente dragable si fuera necesario. Cuando sopla el viento norte, generalmente las aguas son dulces, al predominar las corrientes de aguas arriba. Cuando en cambio los vientos soplan del sur o sureste, como ya dicho aumenta su salinidad por la influencia de las aguas del Río de la Plata que se mezclan con las del  Santa Lucía.
Este magnífico río, poco explotado aún en sus maravillosas posibilidades, alcanza a tener a cuatro o cinco kilómetros de su desembocadura en el Plata un ancho de mil metros, y es navegable por cualquier embarcación hasta la localidad de Aguas Corrientes situada cuarenta kilómetros aguas arriba, conformando un estupendo delta de islas, humedales y canales que cursan a estos últimos, donde hay una magnífica fauna de aves y animales acuáticos,  una flora típica de bañados y excelente pesca.
Las márgenes del arroyo Melilla pueden servir muy adecuadamente para la construcción de albardones que permitan transitar por medio de los bañados con fines de observación del paisaje y la fauna además de regular las crecientes. Y con las autorizaciones municipales pertinentes se podrían construir marinas residenciales como la Marina Santa Lucía ya implantada en la margen opuesta del río en el Departamento de San José al amparo de la ley de Barrios Privados.
Los humedales son particularmente  propicios para la construcción de canchas de polo y pistas de vareo. La planicie topográfica que configuran, prácticamente sin desnivel, permiten construirlas casi sin movimiento de tierras ni nivelación, con la consecuente economía de costos.

MEJORAS
Tiene construídas las calles para la explotación y 11 kilómetros de terrazas que sistematizan el campo según las curvas de nivel . Hay construído un tajamar con un espejo de agua de 5 hectáreas, y 5 mts de profundidad en su punto más profundo. Su capacidad de agua es de 130.000 M3, y la pared de contención mide 250 mts de largo con una base de  40 mts, 6 mts de altura, 4 de ancho en su coronación y 25.000 m3 de tierra. En el predio hay por lo menos otros tres lugares apropiados para construir otros tajamares de envergadura, que permitirían también la crianza de peces con fines turísticos. Todo lo cual adquiere especial relevancia, a efectos de parquizar el predio para el desarrollo de cualquier proyecto, o incluso para sistematizar cualquier eventual producción ecológica.
El campo tiene una red subterránea de cañerías de agua de 14 kilómetros en PVC con diámetros de 4”, 5” y 6”, con la que se regaban los árboles cítricos, que cubre toda la superficie de la plantación, y las instalaciones para instalar las bombas correspondientes, que habrá que acondicionar.
Se dispone de una planimetría total del predio a un desnivel de 1 metro, a una escala de 1/2000. También se dispone de una maqueta, a la misma escala, que destaca a la vista su generosa topografía ondulada y la perspectiva de su paisaje. Tiene una entrada de 60 KW de corriente eléctrica en una línea de 6000 voltios con un transformador a 220 voltios de 200 KVA. A su vez, el predio es atravesado longitudinalmente en todo su largo por dos líneas de alta tensión. Una de 150000 voltios y otra de 30.000. Está, además a sólo dos kilómetros de la central de distribución eléctrica para todo el departamento de Montevideo.
Tiene 5 pozos de agua, ubicados en diferentes lugares, y se considera que en el subsuelo hay recursos hídricos en abundancia a poca profundidad. Hay instalaciones de agua corriente de OSE en la esquina del campo, sobre Camino de la Redención y el Arroyo Melilla y el gasoducto que abastece la ciudad de Montevideo, pasa a un kilómetro de su límite.
Sus poblaciones actuales consisten en galpón de material, oficinas, casa de capataz, taller, caballerizas con 10 boxes y otras instalaciones de infraestructura.
Dentro del establecimiento hay una cantera de arena, antiguamente explotada y cuyo material es ideal para construir pistas de vareo, canchas y picadero de caballos. También hay otra de pedregullo, que podría utilizarse para construcción o caminería.

 

ALGUNAS IDEAS (No excluyentes)

El predio, verdaderamente excepcional, se presta, como ningún otro en Montevideo, para el desarrollo de actividades turísticas perfectamente conciliables con la preservación de los humedales del Santa Lucía, y su explotación racional.
La instalación de un centro hípico sobre la base de la producción propia de la alimentación y la cama de los caballos, puede configurar un polo de atracción a un público de primer nivel, para el cual también valdrá desarrollar las actividades náuticas con embarcadero, amarre etc. En todo caso, estas actividades irán generando un llamamiento que conduzca hacia la demanda para una posterior urbanización
También se podría instalar una determinada cantidad de cabañas, presididas por un centro turístico de primera categoría, con Bar, Restaurante, Salón de Fiestas, y otros servicios sobre la altura de las barrancas con vista a los humedales. La construcción de una marina para embarcaciones deportivas, canchas de polo, de tenis, de paddle, frontón de pelota, piscinas, juegos de agua, canchas de golf, de rugby, de fútbol  etc. etc. servirían de atractivo para captar la demanda turística de jugadores internacionales de polo, amantes de  los paseos a caballo, la náutica y otros esparcimientos. Otro tanto, también, los paseos fluviales por los humedales y por toda la cuenca del Río Santa Lucía, desde su desembocadura en el Río de la Plata hasta Aguas Corrientes, cuarenta kilómetros aguas arriba.
Dada la proximidad de Maroñas, un pensionado de caballos, las pistas de vareo y hasta una pista de carreras no menor a la de Las Piedras (que no sería difícil hacerla) pueden ser considerados. La cantera de arena existente en el campo permitiría hacerla sin desplazamiento del material.
El desarrollo de actividades productivas ecológicas, como respaldo y atracción de la actividad turística puede significar un nuevo e interesante aliciente de desarrollo complementario – y no competitivo -  para todo Melilla.
Naturalmente que  si se consiguieran las autorizaciones correspondientes, un fraccionamiento privado en unidades individuales de 2, 3 ó 5000 metros atraerían un público nuevo el cual, conservando la naturaleza del lugar, dinamizarían la zona y todo el entorno del río.
El desarrollo turístico puede ser simultáneo y complementario al de una subdivisión de acuerdo a la ley referida, según lo determine la reglamentación municipal.
A efectos de evaluar la viabilidad económica de un proyecto a desarrollar, y la posibilidad de captación de la demanda turística, se señala :

Turismo argentino
            La Ciudad de Buenos Aires, con 8 millones de habitantes, se encuentra a solamente 200 kilómetros del lugar. En la capital argentina, hay empadronados más de 30.000 embarcaciones deportivas. Todo ello sin contar con la población de otras muchas ciudades argentinas situadas también a corta distancia.. La cuenca del Río Santa Lucía, puede ser indicadísima para realizar actividades como las que se realizan en el Delta del Paraná, siempre que se construya un puerto que quedaría naturalmente protegido y se presten los servicios de categoría que requerirá un turismo de alto nivel.
Las actividades hípicas pueden ser un interesante atractivo. Los polistas argentinos podrían transportar sus caballos por vía fluvial – abaratando los costos – hasta el propio predio.

Turismo regional
            Los cincuenta millones de habitantes de la zona más rica del Mercosur, se encuentran en un radio de dos mil kilómetros. El turismo rural, acuático y ecológico, donde se pueden mezclar las actividades  fluviales, la pesca deportiva, la observación de fauna y flora, con los deportes ecuestres, el golf  y otros típicos de un entorno natural, todo ello a sólo quince minutos de una ciudad como Montevideo con su millón y medio de habitantes, son un indudable atractivo para una región en desarrollo.

Turismo intercontinental
             Actividades ecológicas y de esparcimiento natural, alejados de los centros bulliciosos son precisamente lo que hoy buscan millones de turistas en todo el mundo. El medio para ofrecer lo que se busca está precisamente en la naturaleza del predio.

 

Turismo local 
La cercanía de la ciudad de Montevideo, hace al predio ideal para el desarrollo de un turismo breve y renovado. Ya sea alojándose en las cabañas o instalaciones que se dispongan, o también  disfrutando de los atractivos que hemos enunciado.

 

PARQUIZADO
            La extensa superficie del predio, permitirá construir en él todas las canchas e instalaciones que un proyecto determine. Sin perjuicio de ello, en su parte alta se podría desarrollar un gran parque, que proporcione el entorno adecuado a las actividades que se sugieren
El campo también es apto para  desarrollar en él actividades de producción ecológica, con fines didácticos y atractivo turístico, o incluso, eventualmente, en un marco parquizado  y verde, subdividirlo en fracciones según lo dispuesto por la ley, disponiéndose a rodear las instalaciones turísticas de un entorno de transición entre los humedales y el área agrícola, donde desarrollar chacras habitacionales de primer nivel como ya se están construyendo en la zona.
En cualquier caso, la inversión asegura una reserva de tierras para el futuro, localizadas en un punto realmente inmejorable.

 

El campo está libre de gravámenes. Su actual principal propietario ha sido asistido financieramente por personas  de su confianza para  la recuperación del inmueble y para desarrollar lo que se ha hecho en los últimos dos años, a las cuales se deberá considerar en cualquier negocio eventual.

El propósito que se persigue puede ser cualquiera  de los siguientes:

  1. vender el inmueble
  2. asociarse con un inversor y desarrollar juntos un proyecto de envergadura
  3. vender el inmueble y permanecer en carácter de asesores para el desarrollo de lo que se disponga, dada la larguísima experiencia y conocimiento del predio de su titular. y de sus hijos.

            Las condiciones económicas deberán ser acordadas, en función de su destino. Estamos abiertos a considerar cualquier otra sugerencia.
-------------------------------------------------

Los mapas, planos y fotos que se brindan a continuación del Anexo 1, permitirán a los eventuales interesados, ubicarse más fácilmente en el contexto de lo que llevamos expresado.

  La primer lámina, muestra la ubicación del Uruguay en el entorno del Mercosur, y dentro de él a la ciudad de Montevideo, marcando las distancias de las principales ciudades de la región.

 2º Muestra el mapa de la República Oriental del Uruguay y a Montevideo en la margen del Río de la Plata.

Ubica al  predio en el entorno del Área Metropolitana de la ciudad de Montevideo.

Muestra al predio en el entorno de la ciudad, sus accesos y localización.

Muestra las Áreas de Preservación de acuerdo al Plan de Ordenamiento Territorial de Montevideo y dentro de ellas ubica al predio en las de Reserva Ambiental de los humedales del Santa Lucía.
 La foto aérea del año 1966, muestra al predio antes de que se implantaran en él los montes citrícolas que tiene hoy ni que se construyeran el tajamar, las terrazas y otras mejoras.

7º  Muestra un plano de curvas de nivel del predio

8º  Fotografía aérea del predio tomada el año 2000. Muestra claramente los diferentes canales y arroyos que surcan los humedales hasta la Pista de Regatas.

9º  Muestra un plano de clasificación topográfica de los suelos. Allí se pueden ver :

Los bajos húmedos o humedales propiamente dichos, única área inundable      
del predio, que abarca 79 hectáreas, aproximadamente

                        Los arenales donde antiguamente se explotó una cantera de arena y que  
están  surcados por varias lagunas pequeñas remanentes de la arenera.
Abarcan 14 hectáreas aproximadamente.

                        Las laderas de fuerte pendiente, barrancas en algún lado, que configuran el
anfiteatro  que cae hacia los bañados que se desarrollan hacia el  norte.     
Ocupan aproximadamente  unas 46 hectáreas.

                         El área de laderas altas onduladas, ocupadas oportunamente por la                            plantación de cítricos que abarca, incluyendo calles, terrazas, cortinas,                                 galpones y  tajamar unas 113 hectáreas.

10º  Muestra  un plano que plantea una hipotética subdivisión enjardinada, en unidades   
de dimensión a definir, y que, de acuerdo con la topografía del predio y siguiendo
las curvas de nivel, señala claramente el lugar donde deberían ubicarse los         
tajamares, los grandes espacios verdes, el complejo turístico, el puerto deportivo y
las canchas de deportes.

  11º Muestra una foto aérea del enclave del campo en la zona. Puede verse la    
desembocadura del Río Santa Lucía. El pueblo de Santiago Vázquez, en la barra del río  
y el puente sobre el mismo. La pista de regatas y el arroyo que le da naciente, el cual,
en condiciones de navegabilidad  se introduce hasta  el centro del predio. La ruta 1
sobre el Oeste y la ruta 5 sobre el Este. El aeropuerto civil de Melilla. El anillo 
perimetral de la ciudad de Montevideo recientemente terminado (después de tomada la
fotografía), que encastra en la ruta 5  a la altura de la cabecera norte de la pista del    
aeropuerto.

También se ha confeccionado una maqueta del campo incluyendo algunas de las ideas referidas, que permitirá a los interesados tener una visión más precisa de sus posibilidades.
Se incluyen al final 4 fotografías de la maquette, Nos. 12, 13, 14 y 15. Las imágenes 16 y siguientes Muestran diversas fotografías, del tajamar, del arroyo navegable, vistas aéreas del campo etc.
Montevideo, febrero de 2011.

U$S 20.000 por há.

 
  Volver a la página principal Homepage